Estructura organizacional, procesos y cambio.

La primera manera de adaptar la organización a los cambios experimentados por el entorno es mediante su estructura, es decir, la manera en que hemos dividido el trabajo. Luego reconsideramos los procesos que favorecen —o bien entorpecen— la integración de las partes y la generación de valor. La organización debe adaptarse constantemente a las oportunidades y desafíos que los cambios sociales imponen.

¿Qué preguntas podemos responder por ti?

¿Hemos crecido armónicamente?

¿Qué procesos podemos digitalizar y así dar más tiempo a nuestra gente para generar valor?

¿La estructura organizacional está sirviendo a la estrategia?

¿Qué significa que el cliente sea el centro de mi negocio?

Diseñar una organización es un ejercicio frustrante, porque siempre el tiempo y los sucesos superarán hasta el mejor de los planes… las organizaciones se van permanentemente desalineando.

Joan Magretta: What Management is, Free Press, 2002